restauración conservación del patrimonio

Premio al yacimiento arqueológico del Castellón Alto(Granada)

La Intervención del Yacimiento Arqueológico del Castellón Alto, Premio Nacional de Restauración y Conservación de Bienes Culturales 2005

29-Noviembre-2005

La Intervención en el yacimiento arqueológico del Castellón Alto en Galera (Granada), puesto en valor por el Ayuntamiento de la localidad, la Junta de Andalucía y la Universidad de Granada, ha sido galardonado con el Premio Nacional de Restauración y Conservación de Bienes Culturales 2005, que otorga el Ministerio de Cultura.

En esta edición, la dotación económica del Premio Nacional de Restauración y Conservación de Bienes Culturales, se ha incrementado hasta 30.000 euros, la misma cantidad que tienen los premios de Artes Plásticas, de Fotografía, de las Letras Españolas, de Cinematografía, de Teatro, de Danza, de Música y de Circo.

El jurado, presidido por el director general de Bellas Artes y Bienes Culturales, Julián Martínez García, ha estado compuesto por los siguientes miembros: Rubí Sanz Gamo, directora del Museo Arqueológico Nacional; Carlos Baztán Lacasa, coordinador general de las Artes del Ayuntamiento de Madrid; Estrella Arcos Von Haartnan, restauradora y profesora de la Universidad de Málaga; María Dolores Fernández-Posse, jefa de la sección de Información Artística del Instituto de Patrimonio Histórico Español; y Silvia Viana Sánchez, representante del equipo de conservación de la Academia de San Fernando, premiado en la anterior convocatoria. Como secretario ha actuado Álvaro Martínez-Novillo, subdirector general del Instituto del Patrimonio Histórico Español

José María Guillén, coordinador del yacimiento galardonado declaró a la prensa que merced al conocimiento de la zona estudiada se desvela cómo se vivía hace 3.600 años.

En el lugar se encontraron en 2002 los restos momificados más antiguos de Europa, correspondientes a un adulto, de unos 28 años y un niño de cuatro(1.500 A.C.) mostrados ahora en el museo de Galera. Su descubrimiento aportó información interesante sobre los temas funerarios de la cultura de El Argar.

En el lugar investigado se encintraron restos de trabajos de masdera, que muestran actividades de carpintería. Con los materiales se avanza notablemente en la descripción de cómo se desarrollaba la vida en este territorio hace 3.500 años.

La junta de Andalucía ha valorado que el trabajo que los arqueólogos y la magnífica conservación yacimiento, como elementos que permiten detectar el conocimiento del medioambiente de la época, y el proceso de desertización de la zona.

Las diferentes campañas de investigación han permitido consolidar los restos exhumados, la restauración de las viviendas y tumbas del recinto, y en la recreación del hábitat.

Dentro de Crónicas